Informe Iron Mountain sobre la posibilidad y conveniencia de la paz

 

ADVERTENCIA AL LECTOR

 

La historia oficial afirma que “El Informe de Iron Mountain sobre la Posibilidad y Conveniencia de la Paz” es una falsificación perpetrada en el año 1967 por un grupo de graciosos que fabricaron un “informe”, supuestamente producido por un “banco de cerebros” norteamericano, con el fin de “revelar” los principales planes de una gran conspiración mundial de ultraderecha…

Al denominar el informe como “Iron Mountain”, se estaría aludiendo a su teórico emisor, el Instituto Hudson originalmente fundado por los padres de la cibernética, Herman Kahn y Norbert Wiener. Se dice también que el documento habría sido comisionado por el entonces secretario de defensa estadounidense, Robert McNamara (conspicuo miembro del Council on Foreign Relations y la Trilateral Commission, y ex-presidente del Banco Mundial).

El problema que hace que este informe aún preocupe a muchas personas, es el hecho de que, cuando se publicó originalmente, un amplio sector de la opinion publica especializada lo consideró absolutamente genuino y verídico. Se dice que por eso, resultó necesario crear – a posteriori – una narración “explicativa” que permitiera aseverar que el informe era “falso” y nada más que “una chanza” pergeñada por un grupo de traviesos universitarios que se pasaron de la raya.

En rigor de verdad, entre los que en su momento le dieron credibilidad estuvieron varios periodistas del prestigioso diario “The New York Times”. Este medio llegó a insinuar que uno de los autores del Informe era el conocido y famoso economista John Kenneth Galbraith. Cierto o no, lo concreto es que Galbraith jamás desmintió la versión.

Más aún: escribiendo bajo el seudónimo de Herschel McLandress, Galbraith llegó a decir:

“Pondría mi prestigio personal detrás de la autenticidad de sus conclusiones. Mis reservas solo se relacionan con la conveniencia de darlas a conocer a un público que obviamente no está en condiciones de interpretarlo”.

El Informe de Iron Mountain fue vuelto a publicar en 1996 (The Free Press, Nueva York) por Leonard Lewin quien procuró “tranquilizar” a la opinión pública diciendo que él mismo había sido el autor de aquella supuesta falsificación. Sus argumentos, sin embargo, convencen mucho menos de lo que puede llegar a convencer el Informe mismo.

De hecho, el Informe resulta tan sorprendentemente convincente que la discusión sobre la real autenticidad del documento seguirá, sin duda, por mucho tiempo. Pero, a la luz de los acontecimientos que han ocurrido en el mundo durante los últimos 35 años, su credibilidad solo aumenta. Suele traer a la memoria otros textos apócrifos cuyos contenidos, sin embargo, resultan tan acertados que solo queda repetir aquel conocido apotegma italiano que dice: “si non e vero, e ben trovato”….

Saque el lector sus propias conclusiones.

El controvertido Informe Iron Mountain: sobre la Posibilidad y Conveniencia de la Paz es un informe de origen disputado.

La versión oficial afirma que es una falsificación perpetrada el año 1967 por un grupo de “graciosos”.

La versión extra-oficial asegura que es un documento publicado originalmente en 1966 supuestamente por el Hudson Institute -un think tank sin ánimo de lucro fundado en 1961 y mantenido por las contribuciones de corporaciones como:

  • Eli Lilly and Company
  • Monsanto
  • DuPont
  • Dow-Elanco
  • Sandoz
  • Ciba-Geigy
  • ConAgra
  • Cargill
  • Procter & Gamble,

…a solicitud del entonces Secretario de Defensa, Robert McNamara, miembro del Consejo de Relaciones Exteriores y la Trilateral y ex-presidente del Banco Mundial.

En 1961, según esta versión, la Administración Kennedy ordenó un estudio clasificado “Top Secret” para determinar los problemas con los que se enfrentarían los EEUU si el mundo se trasladara de una era de guerras a una edad de paz estable y permanente. Y no únicamente los EEUU, sino todo el mundo, en conjunto.

President_Kennedy_and_Secretary_McNamara_1962JFK y McNamara

En 1963 la selección de especialistas habría sido realizada. El grupo final consistiría en 15 expertos en varias disciplinas académicas seleccionados por su experiencia en sus respectivos campos.

Durante dos años y medio, los componentes del grupo mantuvieron citas regulares hasta que a finales de marzo de 1966 quedó redactado el informe final, destinado en principio a funcionarios gubernamentales de alto rango.

Su primera y última reuniones se habrían celebrado en un refugio de supervivencia nuclear llamado “Iron Mountain”.

El Presidente Lyndon Johnson, según dicen, dio la orden de que el informe no fuese nunca emitido, debido a la naturaleza de las conclusiones alcanzadas.

LBJ CONVERSATIONSLyndon B. Johnson

Uno de los hombres implicados en este estudio decidió sacarlo a la luz pública, bajo el nombre de John Doe con gran riesgo para su vida.

Entre los que en su momento le dieron credibilidad hubo varios periodistas del “The New York Times”.

El informe se volvió a publicar en 1996 por Leonard Lewin (The Free Press, Nueva York) quien decía que él mismo había sido el autor, tratando de “tranquilizar” a la población.

La autenticidad del texto puede ser motivo de discusión, pero su contenido es tan real a fecha de hoy, y tan clarificador de algunos aspectos de la vida política, económica y social actual, que, como dice Salbuchi en la introducción a su versión traducida al español: “se non è vero, è ben trovato”.

“Lo verdaderamente importante es que Iron Mountain parece una profecía cumplida“.

Military power

FUNCIONES DE LA GUERRA

Además de la función visible y obvia, la guerra tiene implícitas otras funciones no-militares, críticas para la transición hacia una condición de paz permanente.

Estas funciones se mueven en diferentes terrenos.

FUNCIONES ECONÓMICAS

“La guerra ha brindado, tanto a las sociedades antiguas como a las modernas, un sistema confiable para estabilizar y controlar las economías nacionales”.

“La producción bélica es progresista debido a que construye una producción que, de otra manera, no se hubiera realizado”.

David T. Bazelon

“The Scarcity Makers”

“La producción bélica tiene un efecto sólidamente estimulante más allá de sí misma. Lejos de constituir un drenaje “desperdicial” sobre la economía, el gasto de guerra, si es considerado pragmáticamente, constituye un factor de efectos consistentemente positivos sobre el aumento del producto bruto nacional y sobre la productividad individual”.

“La guerra es y ha sido el estabilizador económico esencial de las sociedades modernas”.

 

FUNCIONES POLÍTICAS

En este terreno, la función de la guerra – según afirma el Informe – es esencialmente organizacional.

“Esto lo realiza esencialmente brindando una amenazante necesidad externa para que una sociedad acepte ser gobernada políticamente. Al hacerlo establece la autoridad del gobierno para controlar a sus ciudadanos”.

“La autoridad básica del estado moderno sobre su población reside en sus poderes de guerra”.

“Existen, en verdad, buenas razones para creer que los códigos de ley tuvieron su origen en las reglas de conducta establecidas por los militares victoriosos hacia sus enemigos derrotados, que luego se vieron adaptadas para aplicarse sobre todas las poblaciones sujetas”.

L.Gumplowicz

“Historia sobre las Teorías del Estado”
FUNCIONES SOCIOLÓGICAS
De entre las funciones de la guerra en este campo, “la más obvia es el uso tradicional de las instituciones militares para brindar a los elementos antisociales un rol aceptable dentro de la estructura social”.

La guerra como “controlador indispensable de las peligrosas disidencias sociales y las tendencias antisociales destructivas.

“Los elementos más jóvenes y peligrosos de estos grupos sociales hostiles se han mantenido bajo control por el Sistema de Servicio Selectivo”. (Selective Service System – la conscripción).

“Las fuerzas armadas en cada civilización han brindado el principal refugio apoyado por el estado para lo que hoy denominamos personas “no empleables”. El típico ejército permanente europeo (de hace cincuenta años -según el Informe) consistía en “…tropas no aptas para el empleo en el comercio, industria, o agricultura lideradas por oficiales no aptos para ninguna profesión legitima o para conducir un negocio o empresa”.

Según asegura el Informe Iron Mountain, este sistema de conscripción, podría ser utilizado como medio para “mejorar el nivel cultural de los sectores pobres”.

Por otro lado, se afirma que,

“el sistema de guerra brinda la motivación básica para la organización social primaria. Al hacerlo, refleja a nivel social, los incentivos que hacen al comportamiento humano individual. El más importante de éstos, a efectos sociales, lo conforma la necesidad psicológica individual de lealtad hacia una sociedad y sus valores. La lealtad requiere una causa; una causa requiere un enemigo.

El enemigo que define la causa debe percibirse como realmente formidable. En términos generales, el poder que se presume de semejante “enemigo” debe ser lo suficientemente importante como para generar un sentido individual de lealtad hacia una sociedad y debe ser proporcional al tamaño y complejidad de esa sociedad. Hoy en día, por supuesto, ese poder debe ser de una magnitud y terror sin precedentes”.

“Lo que le otorga al sistema de guerra su rol pertinente en la organización social, como en otros campos, es su autoridad sin igual sobre la vida y la muerte”.

 

FUNCIONES ECOLÓGICAS

“La guerra ha sido el principal mecanismo evolutivo para mantener un equilibrio ecológico satisfactorio entre la población humana bruta y los recursos disponibles para su supervivencia”.

“Para conjurar a los inevitables ciclos históricos de insuficientes recursos en materia de alimentos, el hombre pos-neolítico destruye a los miembros excedentes de su propia especie a través de la guerra organizada”.

Sin embargo, “la guerra ha ayudado a asegurar la supervivencia de la especie humana, pero como mecanismo evolutivo para mejorarla, la guerra ha resultado casi increíblemente ineficiente”.

“Muchas enfermedades que antes eran fatales a edades procreadoras ahora pueden ser curadas; el efecto de este hecho es que permite perpetuar susceptibilidades y mutaciones no-deseadas. Queda claro que una nueva, cuasi-eugénica función de la guerra se encuentra en proceso de formación y deberá tenerse en cuenta en cualquier plan de transición”.

 

FUNCIONES CULTURALES Y CIENTÍFICAS

El Informe habla de la constante en el arte y la cultura de alusiones bélicas. Desde las danzas de guerra, a la literatura (Shakespeare), pasando por la pintura (Goya), o la música (Beethoven),…

Y asegura:

“Los standards estéticos y morales tienen un origen antropológico común, en la exaltación de la valentía, y en la predisposición para matar y arriesgar la muerte en la guerra tribal”.

Respecto a la ciencia,

“no existe ningún adelanto científico de importancia que no se haya visto instigado, aunque sólo sea indirectamente, por los requerimientos de los armamentos”.

OTRAS FUNCIONES

Menciona entre éstas (¡atentos!):

La guerra como un factor de liberación social general:

“Esta es una función psicológica que sirve las mismas funciones para la sociedad que las vacaciones, la celebración, y la orgía para el individuo – la liberación y redistribución de tensiones indiferenciadas. La guerra brinda el necesario periódico reajuste de los standards de comportamiento social (el “clima moral”) y permite disipar el aburrimiento general”.

La guerra como estabilizador generacional:

“Permite a las generaciones más viejas que se van deteriorando físicamente mantener un cuota de control sobre la generación más joven, destruyéndola si es preciso”.

Como clarificador ideológico:

“No puede haber más de dos lados en una guerra”.

Base de entendimiento internacional:

“Para enriquecimiento de una cultura nacional con los logros de otra”.

cambio

SUSTITUTOS DE LA GUERRA

Si el sistema de la guerra como tal desapareciese, se deberían crear instituciones sustitutas capaces de satisfacer las necesidades sociales de las funciones no-militares resueltas por aquella -afirma.

Sin perder de vista que “un sustituto viable para la guerra ha de brindar una amenaza de vida o muerte verosímil, o no servirá para la función social organizadora que cumple la guerra”.

Es decir, la amenaza ha de ser de “una magnitud y terror sin precedentes”, como hemos visto antes.

Los potenciales sustitutos de la guerra se van analizando en el Iron Mountain siguiendo los mismos terrenos que en el análisis de las funciones de ésta. Los mencionaré según hace el Informe, pero entraré a detallar sólo algunos de dichos sustitutos para no alargar en exceso el artículo.

Si alguien tiene interés en ampliar la información, puede acceder directamente al texto traducido al español pinchando aquí: Informe Iron Mountain – sobre la Posibilidad y Conveniencia de la Paz .

luna-base

SUSTITUTOS ECONÓMICOS

  1. Un programa integral de acción social, dirigido hacia la máxima mejora de las condiciones generales de la vida humana.

  2. Un programa de investigación espacial gigantesco y sin meta concreta orientado hacia objetivos no realizables. Esto permitiría la inversión de fondos sin límite y sin justificación. Aunque adolece del carácter de amenaza inminente que se considera esencial.

Un sistema de inspección de desarme permanente, ritualizado y ultra-elaborado y variantes de semejante sistema. La organización de mecanismos de inspección podría ser ritualizada de una forma similar a lo que ocurre con los procesos militares establecidos. No habría dificultad en inflar el presupuesto para tales inspecciones hasta una escala militar.

SUSTITUTOS POLÍTICOS

1. Una fuerza policial internacional omnipresente y virtualmente omnipotente. Podría argüirse que una fuerza policial internacional bien armada que opere bajo la autoridad de semejante “corte” supranacional podría cumplir la función de un enemigo externo. Esto, sin embargo, constituiría una operación militar como los esquemas de inspección ya mencionados y como ellos, seria inconsistente con la premisa de un fin al sistema de guerra.

07geor.ms.650

2. Una amenaza extraterrestre establecida y reconocida. Semejante amenaza ofrecería la “ultima y mejor esperanza para la paz” etc., al unir a la humanidad en contra del peligro de destrucción por “criaturas” de otros planetas o provenientes del espacio exterior. Y vendría a completar la carencia que presenta el programa de investigación espacial.

Se han propuesto experimentos para probar la credibilidad de una amenaza consistente en una invasión desde fuera de este mundo; es plausible que algunos de los incidentes de “platos voladores” más difíciles de explicar en los últimos años hayan sido algunos primeros experimentos de esta clase. (¿Alguien recuerda la “Guerra de los Mundos” de Orson Welles?)

3. Una contaminación ambiental masiva y global. Podría ocurrir, por ejemplo, que la fuerte contaminación del medio ambiente pudiera eventualmente reemplazar la posibilidad de destrucción masiva por armas nucleares como amenaza principal y más evidente para la supervivencia de nuestra especie.

b70145739c634

El envenenamiento del aire y de las principales fuentes de alimentos y de agua ya se encuentra bastante adelantado y a primera vista podría representar una solución a este problema; constituye una amenaza que sólo puede abordarse a través de una adecuada organización social y con poder político. Pero se estima que deberá pasar entre una generación y una generación y media antes de que la contaminación ambiental, por más severa que sea, se torne lo suficientemente amenazante a nivel global como para ofrecer una posible base de solución.

Es verdad que la tasa de contaminación podría incrementarse en forma selectiva para este propósito. Aunque parece altamente improbable que un programa gubernamental de efectos deliberadamente nocivos para el medio ambiente pudiera ser implementado de manera políticamente aceptable.

4.- Enemigos ficticios alternativos.

 

SUSTITUTOS SOCIOLÓGICOS

Función de control.

  1. Programas generalmente derivados del modelo del Peace Corps (Agencia federal independiente de EEUU. Fundada en 1961 por la Orden Ejecutiva 10924, con el fin de promover la paz mundial. Lo curioso es que los directores de estos cuerpos “independientes” fueron nombrados sucesivamente por: Kennedy, Johnson, Nixon, Ford, Carter, Reagan, G.H.W. Bush, Clinton, G.W. Bush).

  2. Una forma moderna y sofisticada de la esclavitud.

verichip7

“Otro posible sustituto para el control de enemigos potenciales de la sociedad lo conforma la reintroducción, de alguna manera consistente con la tecnología y los procesos políticos modernos, de la esclavitud. Hasta ahora, esto ha sido sugerido solamente en obras de ficción, particularmente en los trabajos de Wells, Huxley, Orwell y otros involucrados en la anticipación imaginativa de la sociología del futuro. Pero las fantasías proyectadas en Un Mundo Feliz y el 1984 han parecido cada vez menos inimaginables en los años que corrieron desde sus respectivas publicaciones”.

“Resulta totalmente posible que el desarrollo de una forma sofisticada de esclavitud se transforme en un requisito absoluto para lograr el control social en un mundo en paz”. (¿microchips?)

“La esclavitud en una forma conceptualmente eufemizada y tecnológicamente moderna podría representar una institución eficiente y flexible en este área”.

Función motivacional.

  1. Contaminación ambiental intensificada.
  2. Nuevas religiones u otras mitologías.
  3. Juegos de sangre socialmente orientados.
    • “De la misma manera en que lo hizo la Inquisición Española y los menos formales juicios de brujas de otros tiempos, con el propósito de lograr la “purificación social”, la “seguridad del estado” u otros objetivos que sean tanto aceptables como creíbles para las sociedades de la posguerra”.

    • “Existen amplios precedentes en el tratamiento que se le ha dado a los grupos étnicos desfavorecidos, supuestamente amenazantes, en ciertas sociedades durante determinados periodos históricos”.

    Según la nota a este párrafo:

    “Como en la Alemania nazi; este tipo de represión étnica “ideológica” dirigida hacia metas sociales específicas, no debería confundirse con la explotación económica tradicional como la llevada a cabo contra los negros en los EE.UU., Sudáfrica, etc.”

    “Vale la pena considerar cuidadosamente una institución que combine la función motivacional con la de control, basada sobre el antecedente de la represión étnica organizada”

  4. Una combinación de estas formas.

     

    islam4kids

 

SUSTITUTOS ECOLÓGICOS

Un programa integral de eugenesia aplicada.

“La limitación de la guerra en esta función es enteramente eugénica. La guerra no ha sido genéticamente progresista”.

Aunque se está produciendo una mejora cualitativa realmente importante.

”El control total de la concepción con una variante que involucre a la píldora anticonceptiva, a través de las fuentes de provisión de agua o de ciertos alimentos, luego contrarestado por medio de algún “antídoto” controlado – ya se encuentra bajo desarrollo.”

En la nota a este último párrafo se dice:

“Por equipos experimentales de biólogos en Massachusetts, Michigan y California, como así también en Méjico, y la Unión Soviética. Aplicaciones experimentales preliminares están previstas para llevarse a cabo en el sudeste asiático, en países aun no anunciados”.

calendario_vacunacion370

 

 

SUSTITUTOS CULTURALES

No se propone ninguna institución sustitutiva.

quality-tv

 

 

SUSTITUTOS CIENTÍFICOS

Los requerimientos secundarios de programas de la investigación espacial, la asistencia social y/o la eugénica.

h1n1

 

 

CONCLUSIONES
Una vez analizados y evaluados los potenciales sustitutos de la guerra, se llega a las conclusiones.

“Resulta evidente de lo antedicho que ningún programa o combinación de programas propuesto para la transición hacia la paz se ha acercado, ni siquiera remotamente, a los requerimientos funcionales de un mundo sin guerra.

Aunque un sistema proyectado para cumplir con las funciones económicas de la guerra parezca prometedor, no se puede expresar un optimismo similar en las áreas esenciales de la política y la sociología”.

“Cuando se nos pregunta cual sería la mejor manera de prepararnos para el advenimiento de la paz, debemos primero responder tan enfáticamente como sea posible, que no se puede responsablemente permitir que el sistema de guerra desaparezca hasta tanto:

  1. Sepamos exactamente qué es lo que planeamos colocar en su lugar y,
  2. Estemos seguros, más allá de cualquier duda razonable, de que estas instituciones sustitutivas servirán sus propósitos en términos de la supervivencia y estabilidad de la sociedad”.

“Algunos observadores consideran que el precio de la paz es simplemente demasiado elevado”.

guerra paz
”El sistema de guerra, a pesar de toda su repugnancia subjetiva para importantes sectores de la “opinión publica”, ha demostrado su efectividad desde el comienzo de la historia escrita; ha brindado las bases para el desarrollo de muchas civilizaciones durables e impresionantes, incluyendo aquella que hoy es dominante”.

“Un sistema viable de paz, presuponiendo que las grandes y complejas cuestiones de las instituciones sustitutivas planteadas en este informe resulten tener solución y que la misma sea hallada, aun así seguiría constituyendo un viaje hacia lo desconocido con el riesgo inevitable que se refiere a lo desconocido, independientemente de hasta qué punto esos factores desconocidos resulten controlables”.

“Cualquier condición de paz total genuina, se logre como se logre, sería desestabilizante hasta tanto se demuestre lo contrario”.

“Es posible que una o más naciones soberanas arriben, a través de un liderazgo ambiguo, a una posición en la cual una clase administrativa gobernante pierda el control de la opinión publica básica, o de su habilidad para racionalizar una guerra deseada. No resulta difícil imaginar, en tales circunstancias, una situación en la que tal gobierno podría verse obligado a iniciar un proceso serio de desarme a gran escala (quizás provocado por alguna explosión nuclear “accidental”) y que tales negociaciones puedan conducir a la real disolución de las instituciones militares.

Como nuestro Informe indica claramente, esto sería catastrófico. Nos parece evidente que en caso de que una parte importante del planeta se viera inmersa, repentinamente y sin una alerta previa suficiente, en una condición de paz inadvertida, entonces una preparación parcial o inadecuada será mejor que ninguna. La diferencia podría ser crítica”.

“Una ultima conclusión entonces sería que será necesario para nuestro gobierno planificar con profundidad para dos contingencias generales. La primera que es la que se refiere a la posibilidades de una paz general viable; la segunda es la continuación exitosa del sistema de guerra. En nuestra opinión, una preparación cuidadosa para la posibilidad de la paz debería continuarse, no porque tomemos la postura de que el fin de la guerra sería necesariamente deseable, si es que resulta posible, sino porque puede que nos sea impuesta de alguna manera, estemos listos para ella o no”.

jrf3awr23clngxlnei

RECOMENDACIONES

El informe termina recomendando la creación bajo una orden ejecutiva del Presidente, de una Agencia de Investigaciones de Guerra y Paz permanente a la que asigna un nutrido listado de tareas, entre las que destacaré solamente una:

“La determinación de los niveles mínimos y óptimos de destrucción de vida, propiedad y recursos naturales como requisito para lograr la credibilidad de una amenaza externa, lo que resulta esencial para funciones políticas y motivacionales”.

 

 

 

Texto original

 

 

 

 

 

Anuncios
comentarios
  1. cristy dice:

    Es increíble lo que nos pasa,vos subís este posteo,Adrián trduce el Informe y yo estaba recibiendo uno original de la época por un camino tan tortuoso que no se puede creer.Já! Cuando el destino manda….

  2. luzyra dice:

    desde que tenemos datos que la paz no vende,a los amos ni se les cruzaría aprovechar la paz para mejorar la condicion de vida de la poblacion, más bien lo contrario. pienso que este informe de ser verdadero,es como todo lo que dejan ver, parte cierto y parte no, posiblemente no nos digan en él lo que van a hacer, pero acerca datos interesantes.

  3. laiura casas dice:

    pues eso del aire me paresew terribleeeeeeeeeeeeeeeeee

    pero uetedes creen que la tierra se acaba en el 2012

    • cristy dice:

      Personalmente,no,no lo creo.No se acaba nada para el 2012.Hay que ir analizando cada acontecimento que suceda en la Tierra ,como hacemos nosotros desde hace años y mucho antes de tener acceso al informe Iron Mountain on el que corroboramos absolutamente todo lo acontecido que ahí estaba por suceder.
      El desastre ecológico bien podría ser el actual del Golfo que y está comprobado fue PRODUCIDO ADREDE.Considero que nadie hará hincapié en esto como productor de miedo aterrorizante,la gente está despertando día a día a la verdad.Es más,aunque su último paso para un gob mundial,el “ataque extraterrestre”,ni aunque las naves salgan de la tierra subterránea,se lo van a hacer tragar al mundo entero,para nada.
      Lo que sí es cierto y que consideramos que pueda ser verdad,es que la NASA viene informando de la actividad cíclica cada 11 años del sol por la que por ser más intensa que otras anteriores puede producir los daños correspondientes a la intensidad de las ondas electromagnéticas,lo que decididamente producirá un desastre en el mundo tecno,o sea el primer mundo,ya quye quedaría suspedida toda acción cibernética,desde las computadoras a los satélites transmisores.Será un verdadero CAOS y ahí sí que estos tipitos pueden tomar ventaja para constituirse en un solo gobierno.Y si la NASA lo dice (buscar en su sitio oficial),ellos lo saben desde años atrás.
      Solo nos queda estar precavidos.
      Saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s